Frontal charló con la artista Maga González, quien está preparando una exhibición sobre la poética del doble, llamada Doppelgänger.

Maga y Narcisa
Maga y Narcisa

Maga González es una artista nata: se recibió de licenciada en Artes Visuales del UNA y profesora de Escultura de la Escuela Nacional de Bellas Artes Prilidiano Pueyrredón. “Cuando terminé la escuela secundaria, comencé estudiando diseño gráfico en la UBA, estuve un año y medio, luego quedé embarazada y me dediqué a la crianza de mi hija por unos años hasta que decidí volver a estudiar. Entonces ingresé a la Prilidiano, allí me di cuenta de que eso era lo mío”, le comenta a Frontal, y continúa: “Mi mamá de chica me llevaba a danza. A mí siempre me gustaba actuar, bailar, pintar… mi inclinación siempre fueron las artes, eso de estudiar y hacer cuentas nunca me gustó”.

Maga también completó parte de su formación en la Escuela de Arte Multimedial Da Vinci, adquiriendo técnicas para desarrollos gráficos. Posteriormente, viajó a Bologna, Italia, donde se especializó en la pintura a la acuarela. A partir de esta experiencia, decidió dedicarse exclusivamente al arte. Por un lado, creaba joyas de diseño, realizadas con vidrio fundido con la técnica del lampworking y, por el otro, trabajaba en su taller de pintura.

Con respecto a la fuente de su inspiración, la artista sostiene que la encuentra en todo lo que tiene que ver con la naturaleza, lo orgánico y con el mundo de la psiquis: “De ahí empiezo a generar colores, fusiono elementos, imágenes, ideas… Por ejemplo, me interesan las dicotomías, los opuestos, las paradojas, el oxímoron, lo bello y lo siniestro. Me interesa lo sugerente, no lo explícito, me interesa velar lo obvio y generar incomodidad, rareza, inquietar… Ahora estoy viendo algunas películas de Tarkovski, para mí el mejor de los cineastas rusos. La soledad de sus ríos, la nostalgia de sus bosques fueron narradas por él de una forma lírica, poética. Sus imágenes tienen una estética, una atmósfera, un clima que permiten al espectador sostener hasta la más cruel de las ideas. Esto es lo que a mí me atrae”.

En estos días está preparando una importante muestra acerca de la poética del doble. “La serie con la que estoy trabajando hace dos años se llama Doppelgänger, palabra del alemán, que significa Doppel  ‘doble’ y gänger ‘el que camina al lado de uno’. Se da a entender como el doble fantasmagórico de uno mismo, vendría a ser el alter ego, el otro yo. En la literatura, autores como Guy de Maupassant, Dostoyevski, José Saramago, Borges, Cortázar, entre tantos otros, tomaron esta idea como tema de sus relatos. El pensamiento del doble es algo que me persigue hace tiempo y los personajes de mis obras son niñas o adolescentes, siempre mujeres. Trabajo con fotos que saco a modelos reales, luego realizo un proceso en photoshop, lo proyecto en la tela y finalmente pinto. Los formatos son grandes. Otros de mis trabajos son impresiones en fine art a los que intervengo con pinturas”, cuenta la artista.

Para llevar adelante este proyecto, Maga entró al taller de la pintora Carolina Antoniadis, quien es su guía artística, y junto con Tulio de Sagastizábal hace clínica de obra. “En la clínica de obra varios artistas analizan, opinan, ponen sus puntos de vista sobre tu obra. A uno como artista eso le suma, porque son otros colegas, otras miradas, otras perspectivas sobre tu obra”, explica.

Además, actualmente, se encuentra incursionando en el video arte, puesto que piensa llevar a cabo, a su vez, otra muestra donde se presenten formatos de cuadros y de videos.

La artista, en plena labor.
La artista, en plena labor.

“El arte es aquello que te conmueve, la conmoción es una emoción con movimiento. Es decir que viste ese cuadro, viste esa obra de teatro, experimentaste esa acción artística, escuchaste esa opera y después de la emoción de ese momento, de esa vivencia, hay algo que te genera un movimiento, una acción, no sos la misma persona después de haber visto esa obra de teatro o leído esa novela o contemplado ese cuadro, tu vida es un antes y un después de esa experiencia. Cuando el espectador queda movilizado, ya no es el mismo, algo lo revolucionó, eso es una conmoción y a mí me parece que ahí es donde el arte valió la pena… No sé cómo definirlo, pero me gusta esa palabra, conmoción”, concluye la artista.

“El arte es aquello que te conmueve, la conmoción es una emoción que genera movimiento”

Un pensamiento en ““El arte es aquello que te conmueve, la conmoción es una emoción que genera movimiento”

  • a las
    Enlace permanente

    I simply want to say I am beginner to blogging and site-building and certainly enjoyed your web page. Likely I’m likely to bookmark your site . You definitely come with really good articles. Regards for sharing with us your web site.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.