Resumen y análisis de "El otro lado del seto" de EM Forster - Literatura interesante


"El otro lado del seto" es un cuento de EM Forster (1879-1970), probablemente más conocido por novelas como acabar con howards y Un pasaje a la India. Sin embargo, Forster también fue un maestro del cuento y usó la forma para explorar algunas de sus ideas más metafísicas sobre la humanidad, el progreso, la tecnología y el futuro. “The Other Side of the Hedge” es un buen ejemplo de cómo podría entretejer estos temas dispares en una pieza de ficción imaginativa.

La historia es muy simbólica en la que un hombre que camina por un camino se detiene a descansar, cruza un seto y se encuentra en un mundo extraño donde nada lleva a ninguna parte. Antes de ofrecer un análisis del significado y simbolismo de la historia, he aquí un breve resumen de lo que sucede allí.

"El otro lado del seto": Resumen de la trama

La historia es contada por un hombre que camina por un camino. Utiliza un podómetro para medir su velocidad y está tan cansado que tiene que detenerse para descansar, permitiendo que una pedagoga llamada Eliza Dimbleby lo pase. El narrador teme ser como su hermano, a quien tuvo que dejar a la vera del camino un año antes. El narrador dice que la monotonía del camino es el mayor obstáculo para continuar.

Une bouffée d'air de la haie au bord de la route l'intrigue, et il va regarder de plus près dans la haie, pour se retrouver coincé à mi-chemin dans la haie et il n'a d'autre choix que d 'avanzar. Descubre que se cayó a través del seto y en un charco de agua que resulta ser una zanja. Es rescatado del agua por un anciano, a quien le pregunta por este nuevo lugar. El lugar, le dijo el hombre, no conduce a ninguna parte. No tiene sentido para el narrador, que está acostumbrado a que el camino siempre vaya a alguna parte.

Al darse cuenta de que parece estar atrapado allí, el narrador pierde todo disfrute de este agradable mundo pastoral. Está acostumbrado a avanzar y constantemente en movimiento, pero tales cosas parecen ser ajenas a este nuevo mundo. Está obsesionado con el desarrollo, con las cosas unidas como parte de una gran cadena de progreso. Pero este nuevo lugar no funciona así.

Mientras explora el nuevo lugar, el narrador encuentra un puente, en el que se encuentra una gran puerta tan blanca como el marfil. Esta puerta se abre hacia afuera a un camino similar al que había venido el narrador. Pero este guía le dice que se trata de un camino diferente al que ha conocido: es aquel por el que la humanidad salió por primera vez de este lugar cuando fue apresado por primera vez por "las 'querer andar'".

Mientras continúan caminando por el lugar, el narrador ve a Eliza Dimbleby, y esto lo sorprende ya que sabe que dará una charla esa noche. Luego se da cuenta de que su reloj se ha detenido. El anciano le dice que las personas a menudo se encuentran con otras personas que conocen en el camino y se sorprenden al ver caras familiares.

El narrador le dice que debe despedirse de ellos y volver al camino. Pero no puede. Se niega a comer la comida que come la gente en este extraño lugar e insiste en permanecer despierto. Anhela volver a la vida con todas sus luchas y victorias. Al llegar a otro puente sobre el que se encuentra otra puerta -una puerta que parece de cuerno- el narrador ve, a través de esta puerta, un camino muy similar al que dejó.

Aparece un hombre con una guadaña sobre su hombro, y el narrador agarra la lata de bebida de este hombre y bebe felizmente de ella. Luego ve al anciano cerrar la puerta y decirle que aquí es donde termina su camino. La historia termina cuando el narrador se queda dormido y, mientras se aleja, reconoce al hombre de la guadaña como su propio hermano que se había desviado de la carretera hace aproximadamente un año.

"El otro lado del seto": Análisis

"The Other Side of the Hedge" tiene la fuerza de una alegoría, y está claro que todo en la historia es más simbólico que literal. La route sur laquelle marche le narrateur est la vie, dont la monotonie est parfois difficile, mais l'alternative est de s'arrêter et de «se reposer» (c'est-à-dire de mourir) et d'abandonner la vie para siempre. Cuando abandona el camino y cruza el seto, muere, regresando al mundo edénico de la humanidad antes de que existiera la vida y "el camino". Sin embargo, la carretera también simboliza una visión particular de la vida, que se basa en el progreso, la mejora y el desarrollo: en particular, el desarrollo científico y tecnológico (de ahí el podómetro).

Forster estaba profundamente preocupado por el impacto que el "progreso" tecnológico tendría en la humanidad, como se demostró claramente en su cuento distópico de 1909, "La máquina se detiene" (quizás la historia más profética jamás escrita). El narrador de "El otro lado del seto" parece estar seguro de que las cosas mejoran constantemente, pero los ejemplos que da incluyen la Guerra de Transvaal: no es un buen ejemplo de progreso. Debemos considerar al narrador en primera persona de Forster con escepticismo y examinar sus opiniones y actitudes bajo crítica.

Las puertas de marfil y cuerno también son profundamente simbólicas. Las puertas de cuerno y de marfil denotan la diferencia entre los sueños verdaderos y los falsos: los sueños que entraban por la puerta de marfil eran falsos y los sueños que entraban por la puerta de cuerno eran verdaderos. Es significativo que la primera puerta en "El otro lado del seto" esté hecha de algo parecido al marfil, ya que conduce al camino que, según revela el anciano, intentó por primera vez que la humanidad abandonara el paraíso del mundo más allá de la cubierta. y dar sus primeros pasos hacia el "progreso" y el mundo de los mortales.

En cambio, la segunda puerta está hecha de algo transparente, como un cuerno, ya que le muestra un último vistazo del camino que deja para regresar, para siempre, al mundo encerrado por el foso. La frase se encuentra en Homero. Odiseadonde Penélope observa que los sueños que pasan por la puerta de marfil aserrado engañar hombres, trayendo palabras que no encuentran cumplimiento, mientras que los sueños que entran por la puerta del cuerno pulido pasan los verdaderos problemas. En otras palabras, que la humanidad dejara el mundo de los setos por el camino no trajo satisfacción, aunque los hombres fueron engañados al pensar que sí. Pero al aceptar que hay que renunciar a ella (como en la última mirada del narrador a través de la puerta en forma de cuerno), uno se da cuenta y acepta la verdad.

¿Está definitivamente muerto el narrador? El hecho de que su hermano se parezca a Grim Reaper, completo con su guadaña, lo sugiere, pero una de las cosas más inteligentes de la historia de Forster es que deja la pregunta abierta a la interpretación, con el simbolismo funcionando en muchos niveles. Por esta razón, podría ser un error llamar a la historia una "alegoría" estricta. en si, ya que sus símbolos son más ambiguos de lo que permitiría la etiqueta alegórica. El mundo más allá del seto puede no ser el cielo o el paraíso, sino otro estado. El camino puede no sólo simbolizan la vida, sino la carrera frenética en la que la humanidad considera todo como una cuestión de progreso, metas, objetivos y mejora tecnológica. El mundo prelapsario y preindustrial al que se introduce el narrador ofrece otra forma de vida.

Relacionado



También puedes leer

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir

Este sitio utiliza cookies de Google para prestar sus servicios y para analizar su tráfico. Tu dirección IP y user-agent se comparten con Google, junto con las métricas de rendimiento y de seguridad, para garantizar la calidad del servicio, generar estadísticas de uso y detectar y solucionar abusos.