Elaborado por Télam, el listado recorre films desde Juvenilia hasta los más actuales como Escuela Normal y La mirada invisible. Algunos se pueden ver online.

 

1- Juvenilia

Augusto César Vatteone/1943.

Clásico de la literatura y del cine argentino. La película es una adaptación de la novela de Miguel Cané (interpretado por Mario Passano) que evoca sus años de juventud en el Colegio Nacional de Buenos Aires durante la década de 1880, cuando éste era un internado de varones dirigido por el padre Eusebio Agüero y por Amadeo Jacques, ambos representados en la película. A casi 71 años de su estreno, Juvenilia expone algunos puntos de interés acerca de la educación argentina. Uno de ellos es la incuestionable influencia de la religión en los planes educativos y en la vida cotidiana. El otro es la conflictiva convivencia entre los alumnos porteños y los llegados del interior, cuando el Colegio Nacional fue concebido dentro de una política integradora entre la capital y las provincias. También hay algunas travesuras estudiantiles, algunas de ellas verdaderamente patoteriles, en todos los casos resueltas con lógica cristiana. El prestigioso Colegio Nacional de Buenos Aires fue escenario de otras películas como Quinto año nacional, de 1961. Pero lamentablemente la más contemporánea y desafiante de todas, La mirada invisible, no pudo ser rodada allí, como veremos más adelante (ver puesto 9). 

2- Cuando en el cielo pasen lista

Carlos Borcosque/1945.

Pueblos, escuelas y monumentos evocan la figura de William C. Morris, nacido en Inglaterra y llegado de muy pequeño a la Argentina, donde desarrolló una enorme actividad filantrópica fundando gran cantidad de escuelas, clubes y hogares infantiles. Y también hay una película que recuerda a Morris, rodada en 1945, con Narciso Ibáñez Menta en el papel del educador. La historia se centra en los tiempos en que Morris inicia sus prácticas benéficas, instalado en el barrio de la Boca, lugar de contacto con la dura vida cotidiana de sus vecinos. Sus emprendimientos sociales y su noción de la educación como el más eficaz medio para combatir la exclusión le traerán más de un problema con una justicia que pregona la mano dura. Estamos hablando de principios del siglo XX, y bien vale esta película de 1945 para revisar el dificultoso camino que ha debido transitar la educación en nuestro país.

3- La serpiente de cascabel

Carlos Schlieper/1948.

En nuestro cine clásico abundan los ejemplos de romances entre colegialas y profesores: La pequeña señora de Pérez, con Mirtha Legrand, o Cuando florezca el naranjo, con María Duval. Dentro de esta temática se destaca La serpiente de cascabel, dirigida por uno de nuestros mejores especialistas en el género cómico, quien trata con desenfado una historia de amor a priori pecaminosa. Toda la película transcurre dentro de un internado de señoritas. Allí se conocen Olga Arévalo (María Duval), una osada alumna que fuma en clase y fantasea con los relatos de la Antigua Grecia, y un inspector (Juan Carlos Thorry) que se hace pasar por profesor de música so pretexto de investigar un caso de envenenamiento. Desde ya, que esta comedia romántica no propone ninguna reflexión acerca del tema educativo, pero con su ritmo ágil, su galería de personajes y constante cambio de escenarios ilustra la vida cotidiana dentro de los internados de señoritas.

4- Shunko

Lautaro Murúa/1960.

De lo mejor que ha dado el cine argentino en su abordaje de la educación pública. Shunko es el nombre del niño que protagoniza la novela en la cual Jorge Washington Ábalos narra sus vivencias como maestro en una comunidad quichua, y que Murúa adaptó y protagonizó con gran sensibilidad en su ópera prima.

La historia versa sobre la llegada de un maestro a una zona rural de Santiago del Estero. Su primer encuentro será conflictivo: una escuela sin techo, una población abandonada a su suerte y el poco interés de algunos padres por enviar a sus niños a clase. Al conocer a Shunko y a su hermana quedará cautivado con una geografía misteriosa y una comunidad dueña de una cultura fascinante y de habla bilingüe (algunos diálogos de la película están hablados en quechua). Este intercambio es la esencia de la película y del texto de Ábalos (escritor, maestro y científico), quien destacó la docencia como la actividad más importante de su vida. El guion fue escrito por Augusto Roa Bastos y la música compuesta por Waldo de los Ríos.

5- El profesor hippie

Fernando Ayala/1969.

El último gran personaje de Luis Sandrini, también presente en dos secuelas (El profesor patagónico y El profesor tirabombas). Horacio “Tito” Montesano enseña historia en un colegio secundario que mira con recelo su buena relación con los alumnos y, aunque la mayoría de sus colegas le lleve la contra, él ayudará a sus muchachos a realizar una fiesta de fin de año. El profesor hippie, dentro de los límites de un producto netamente comercial, dice lo suyo en tiempos en que la educación y el tratamiento hacia los jóvenes reclamaban un viraje. Tito confía en sus alumnos, los estimula a sacar sus propias conclusiones, oficia de mediador en los conflictos disciplinarios (gran frase: “entre fantasmas no nos vamos a pisar las sábanas”) y los acompaña en sus problemas juveniles más allá de las aulas, llegando a plantarse frente a un comisario represor. Lamentablemente, la imagen promocional de Sandrini con melena y guitarra eclipsa estos temas que son lo verdaderamente importante del guion, y que han sido infrecuentes en el cine argentino de la época.

6- La deuda interna

Miguel Pereira/1988.

El jujeño Miguel Pereira dirigió una de las películas más sobresalientes de la década del 80, con un título que contiene un contundente enunciado político. La deuda interna trata sobre la relación entre un profesor rural (Juan José Camero) y Verónico Cruz (Gonzalo Morales), uno de sus alumnos en la aldea andina de Chorcán que sueña con conocer el mar. En un principio, el maestro asumirá el desafío de insertarse en la comunidad aprendiendo a moverse en su geografía y conociendo sus costumbres y su cultura. Con la llegada de la dictadura, vendrán las persecuciones, los interrogatorios y las muertes en la pequeña aldea, mientras el padre de Verónico es detenido. El maestro se hará responsable del muchacho pero no podrá impedir que parta para conocer finalmente el mar, cuando sea convocado por el servicio militar y forme parte de la tripulación del Crucero General Belgrano durante la Guerra de Malvinas.

7- La escuela de la señorita Olga (disponible para ver online)

Mario Piazza/1991.

Este mediometraje es un lúcido acercamiento a la obra de Olga Cossettini, educadora santafesina que protagonizó junto a su hermana Leticia una experiencia transformadora dentro de la educación argentina llamada “Escuela Serena” o “Escuela Activa”. A grandes rasgos, sus fundamentos eran un profundo respeto hacia los niños, la eliminación de toda forma de discriminación y la interacción de la escuela con la comunidad. Realizada en 1991 (cuatro años después del fallecimiento de Cossettini), la película reúne los recuerdos de alumnos que formaron parte de aquella experiencia, resaltando el estímulo hacia las artes y las ciencias, la creación de cooperativas escolares y las visitas de la actriz Margarita Xirgu, el titiritero Javier Villafañe y el escritor Juan Ramón Jiménez. Testimonios de una infancia luminosa que contrastan con la concepción de la educación pública que regía al momento de realizarse el documental.

8- 1420, la aventura de educar

Raúl Tosso/2004.

Este documental toma como título la Ley de Educación Común, fomentada por Domingo Faustino Sarmiento y aprobada en 1884, considerándose la piedra basal de sistema público de educación. Con el fin de formar docentes Sarmiento dispuso la contratación de 65 maestras estadounidenses. Valiéndose de las memorias de Jennie Haward y del libro 65 valientes de Alice Houston Luiggi, la película revela diferentes aspectos de la epopeya de las maestras inglesas. A su vez, el aporte de investigadores e historiadores reconstruyen la compleja trama política y económica que enmarcó al proyecto sarmientino. Ni para las educadoras ni para los propulsores de la ley sería una empresa sencilla; debieron sortear muchos obstáculos como los prejuicios de género y las discrepancias con la Iglesia católica, ya que las recién llegadas eran protestantes. En el documental de Raúl Tosso participa Joaquín Furriel como un alter-ego del director, articulando los diferentes momentos del relato con fotos, documentos, reportajes y recreaciones de época.

9– La mirada invisible (disponible en la plataforma gratuita Odeón)

Diego Lerman/2010.

Basada en la novela de Martín Kohan Ciencias morales, la película de Diego Lerman transcurre durante el inicio del ciclo lectivo de 1982, poco antes de la Guerra de Malvinas, dentro del Colegio Nacional de Buenos Aires. El personaje central es Marita (Julieta Zylberberg) una rígida preceptora obsesionada con descubrir a un grupo de alumnos que fuman para someterlos a las sanciones del rector Biasutto (Osmar Núñez), personaje que se vanagloria de haber confeccionado las listas negras y de ser el guardián de la gloriosa historia de la institución. La mirada invisible pregona una vigilancia a toda hora y en todo lugar, una orden que la preceptora Marita cumplirá con rigor y la llevará a espiar a sus alumnos en los baños del colegio. Este espionaje escolar la enfrentará con sus fantasías reprimidas y otras situaciones perturbadoras. Filmada con delicadeza y sobriedad, la película de Lerman logra un preciso retrato de la educación secundaria durante los años del Proceso situando los códigos de conducta y los protocolos escolares (el repaso de lista, las filas en los patios, la entonación de canciones patrias) dentro de una atmósfera oscurantista. El rodaje se realizó en varios establecimientos capitalinos, ya que no fue autorizado por el Colegio Nacional de Buenos Aires a usar sus instalaciones.

10- Escuela normal

Celina Murga/2012.

La Escuela Normal N° 5 de Paraná fue la primera en su tipo, fundada en 1871 por Domingo Faustino Sarmiento como establecimiento modelo para la formación de maestros nacionales. La directora Celina Murga egresó de allí en 1990 y 20 años después volvió para realizar este documental acerca de la actividad institucional y humana de la escuela, que convive con un colegio primario y la Facultad de Ciencias de la Educación. El aspecto más sobresaliente de la actividad estudiantil tiene que ver con la participación política, el eje desde el cual se desenvuelven otros temas. La cámara registra entonces las campañas y los comicios en el centro de estudiantes, así como la intimidad de las clases, las relaciones con docentes y preceptores y la convivencia en los espacios compartidos. Y lo hace sin intervenir, logrando un testimonio de mucha vitalidad. En todos estos escenarios están presentes los ideales y las preocupaciones de los estudiantes, el germen de la política del futuro.

Diez películas argentinas sobre la educación

Los comentarios están cerrados.